Gravel más allá de Moiben Road

De Moiben road a Chebara road con gravel

Las carreteras de Kenia van sumando kilómetros de asfalto a buen ritmo, pero enlazar circuitos circulares no siempre es fácil. Es común que las carreteras tengan una proyección más o menos radial desde los principales núcleos urbanos. De esta manera, alejarse de una ciudad por asfalto es fácil pero volver por otra carretera diferente suele implicar un enlace no asfaltado. Esto es lo que ocurrió cuando hice la vuelta de Moiben road hasta Chebororwa y desde Yemit hasta Iten, con un enlace de 17 kilómetros por pista bastante complicada pero muy bonita.

La carretera de Moiben (C50) es una de las más concurridas por los deportistas de esta zona, tanto los ciclistas como los corredores. De hecho, esta carretera se merece una entrada a parte que publicaré en un futuro. Es bastante llana y está muy bien asfaltada. Desciende un poco pasada la población de Moiben y empieza un ligero puerto a continuación al alcanzar la localidad de Chebororwa, justo donde cambia de condado, de Uasin Gishu a Elgeyo-Marakwet.

En esta ruta, en lugar de seguir por ese puerto hasta la población de Kapcherop, yo giré a la derecha y empecé una pista bastante pedregosa que remonta 500 metros de desnivel positivo en algo menos de 7 kilómetros. Algunos tramos son tan pronunciados que me fui al suelo hasta dos veces por quedarme sin tracción y no conseguir sacar el pie a tiempo de la cala. Por suerte, fueron caídas a cámara lenta que no tuvieron ninguna consecuencia.

Las vistas durante este ascenso son abismales. La zona de Moiben e incluso Ziwa queda a la vista como una gran planicie (dirección suroeste) que contrasta con la ondulación de la cordillera Cherangany que se extiende a norte y este. Llegado al punto más alto del recorrido, los 2600msnm, empieza un descenso agradable y en bastante buen estado (menos pedregoso que el ascenso) superando el centro de Jemunada, que forma una encrucijada donde una pista dirección sur avanza paralela a Moiben road y otra (la que yo escogí) va dirección este hasta Yemit.

Los cruces de caminos son continuos y, por lo tanto, es imprescindible utilizar el GPS para seguir la ruta. No siempre la pista más ancha o en mejor estado es la que yo utilicé.

Una vez alcanzado de nuevo el asfalto (no exactamente en Yemit sino un par de kilómetros más abajo), el descenso a través del bosque hasta Cheptongei es de los trazados más agradables que existen en esta zona de Kenia. Es el tramo final de la llamada Cherangani Highway (D327 y D329) que va de Kapenguria hasta Cheptongei en una carretera bien asfaltada que supera en algunos tramos los 3000msnm.

Desde Cheptongei hasta Iten, con la ventaja de que a menudo el viento da a favor, la velocidad es alta y se superan los kilómetros sin apenas esfuerzo. Se cruzan las poblaciones de Chebara y Bugar y se llega hasta Iten. Si la ruta ha empezado en el cruce de Moiben road, sólo faltarán 15 kilómetros con ligero descenso a favor para completar una ruta circular de 116kms con 1600m de desnivel positivo, un tercio de los cuales están sumados del tirón el empezar el tramo de pista.

Recuerda que toda la ruta ocurre por encima de los 2000 metros sobre el nivel del mar. Al pico del mediodía, el sol puede producir muchísima radiación y calor; es necesaria una buena protección. Si, en cambio, usas las primeras o las últimas horas del día (o si el cielo está nublado), la temperatura puede ser baja y producir sensación de frío en los descensos.

COMPARTE ESTA ENTRADA

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp